MI PUEBLO

    Con bastante frecuencia, para definirme como persona de principios primitivos, suelo decir que soy de PUEBLO, para encerrarme dentro de un carácter sencillo, desde el que no es fácil ser descubierto, por el que presume de URBANITA, y quiere darte siempre una LECCION para enseñarte la NATURALEZA, aunque desde que nació, nunca haya descubierto, por si mismo, todos los MISTERIOS que esta encierra.

    Ser de PUEBLO, como es mi caso, sobre todo si naciste antes que la CAJA TONTA te presentara la NATURALEZA, más como una PELICULA que como un REPORTAJE, para evitar que conozcas la crueldad de ver como el PEZ GRANDE SE COME AL CHICO, y descubrir como el BAMBI era depredado por el LOBO, o como el CONEJO lo era por el LINCE, sin que ello hiriera tu sensibilidad, y supusiera un suceso normal de tu vida cotidiana.

    Pero ser de PUEBLO, si el término MUNICIPAL del mismo está ocupado por suelo FORESTAL, para un amante de los ARBOLES, como es mi caso, supone disfrutar de estos seres vivos que nos dan sombra, frutos, oxigeno, madera, leña, cobijo, protección del suelo, mejora de la calidad de las aguas......... y contribuyen a dar colorido al PAISAJE, según la estación del año, todo ello sin pedirnos nada a cambio. Pero además de los ARBOLES, los ARBUSTOS y el sotobosque ocupado por diversos MATORRALES, casi todos olorosos, como los que se presentan en nuestros MONTES MEDITERRANEOS y que le sacan los distintos colores al suelo, durante su FLORACION y FRUCTIFICACION, sin necesidad de visitar un BOTANICO, siendo este ESPECTACULO también GRATUITO, aunque solo los que somos de PUEBLO sepamos valorar la CATASTROFE, tan corriente en estos MALDITOS VERANOS, de que nuestro PAISAJE pase del TECHNICOLOR al BLANCO y NEGRO, y que nuestros RECURSOS NATURALES no se RENUEVEN, en su TOTALIDAD, antes que transcurra un SIGLO.

San Pablo de Los Montes

    Los que somos de PUEBLO, es previsible que sintamos miedo a que llegue el VERANO, pues podemos poner en RIESGO, como ha sucedido este mes de AGOSTO, que pueda desaparecer un BOSQUETE de ROBLE, el más MERIDIONAL de CASTILLA-LA MANCHA, sin que los URBANITAS sientan la desaparición de esta RELIQUIA BOTANICA, que ocupaba parte de una fresca UMBRIA, donde los CORZOS encontraban su QUERENCIA, única en la que campeaban cuando llegaban LAS CALORES, y no saben que el DUEÑO de parte de este BOSQUETE, cuando solicito PERMISO, antes del VERANO, para rozar el matorral de su parcela, y prevenir un INCENDIO FORESTAL, se le DENEGO por un problema ECOLOGICO INEXISTENTE. Lo curioso es que el dueño de la PARCELA, jubilado este año como TECNICO FORESTAL de la AUTONOMIA, no fuera autorizado a llevar a cabo labores preventivas para proteger, contra INCENDIOS FORESTALES, su pequeño ROBLEDAL. Si esto sucede en otras AUTONOMIAS, es necesario, más bien URGENTE, unas NORMAS que impidan este tipo de DESCONOCIMIENTOS de la NATURALEZA, para no acabar DESTRUYENDOLA.

    Cuando nos encontramos en el último mes de RIESGO DE INCENDIOS, todavía los responsables de las DIECISIETE AUTONOMIAS de PREVENIR y COMBATIR los INCENDIOS FORESTALES, dicen, por lo menos en la noticias de TV, que todos los GRANDES INCENDIOS SON PROVOCADOS, sin que JUDICIALNENTE esto se haya podido probar. No entiendo el interés en propagar una noticia falsa, cono no sea para proteger los errores que hayan cometido LOS SERVICIOS de EXTINCION, de llegar tarde al incendio.

    Ya es hora de decir que en el PAIS más montañoso de EUROPA, después de SUIZA , a nadie se le ocurre ir detrás del FUEGO. Es necesario pronosticar el comportamiento del mismo, y cortar con maquinaria pesada la continuidad de la vegetación. Los incendios forestales, cuando están incontrolados no se apagan con AGUA, sino con el sistema citado. Aunque sea una inmodestia, yo he asistido a varios incendios en la zona de la CABRERA, y siempre me enseñaron que en zonas en las que predominara el matorral alto y continuo, el mas peligroso por su propagación explosiva en pendiente , la única manera de combatirlo es cortar la continuidad de la vegetación.

    En la campaña del año pasado, aparte de que PROTECCION CIVIL clasifique el incendio según el riesgo para la POBLACION CIVIL , propuse desde esta TRIBUNA, al DIRECTOR GENERAL de esta institución, que enviase una CIRCULAR a todos los AYUNTAMIENTOS, para que antes de empezar la campaña de INCENDIOS FORESTALES, los cascos URBANOS quedaran aislados de la vegetación forestal que pudiera propagar un incendio, y así evitar las evacuaciones. Parece que la PROPUESTA no fue bien acogida, y es que eso de PREVENIR, cuando se trata de INCENDIOS FORESTALES, esta previsto que no saben conjugar ese verbo.

    Yo seguiré sintiendo miedo a que llegue la época de INCENDIOS FORESTALES del próximo año, y que se lleven por delante a los ACEBOS, los ARCES,los MOSTAJOS, los CEREZOS SILVESTRES, los ENDRINOS y los MADROÑOS de mi PUEBLO, a los que suelo visitar en PRIMAVERA y OTOÑO para contemplar que aun están vivos, visionando el BLANCO ROSADO DE SUS FLORES Y EL ROJO INTENSO DE SUS FRUTOS. Además el año próximo, me gustaría no escuchar que somos un PAIS de PIROMANOS, cuando ello no sea el resultado de una SENTENCIA JUDICIAL, pues es uno de los delitos más difícil de demostrar. Si la impresión que se quiere trasmitir a la SOCIEDAD CIVIL, es que son intencionados, se debe cambiar a una VIGILANCIA PREVENTIVA en los MONTES, que sin duda sería más barata que haber permitido su desaparición y haber optado por sustituirla por la AEROFLOTA más grande del mundo usada en este cometido.